La importancia de aplicar copywriting cuando tu negocio es la formación o eres profesor online

“Si tienes un negocio online necesitas copywriting”

“Esta fue la afirmación más repetida en los años del Imperio Millennial y los Hashtags hasta en la sopa”, dirán los gurús del marketing en el S.XXII, los Yodas del futuro a sus pupilos ansiosos de sabiduría y conocimientos sobre la prehistoria de los negocios digitales…

A lo mejor se me está yendo un poco la olla jeje, pero relax, que ya me pongo seria. Joan me ha invitado hoy a su blog para hablar de la importancia de aplicar copywriting a los negocios de formación online y las webs de profesores online. Y eso es lo que voy a hacer 🙂

La formación online es algo que está en auge y que va en aumento. Sin duda.

Creo que las razones son obvias.

La formación a distancia es muy atractiva, sí; pero también hay mucha competencia ahora y habrá más en el futuro.

En estos momentos se están vendiendo miles y miles de cursos a través de Internet por todo el mundo. Otras tantas miles de páginas de profesores online están funcionando o, al menos, intentando funcionar en la Red de redes.

¿Cómo vas a destacar tu web?

¿Se puede destacar en la formación online?

Si te dedicas a la formación o eres profesor online, tu objetivo principal es vender tu curso o tus servicios. ¿Me equivoco?

Perfecto. Seguimos entonces.

Por qué es importante el uso de la escritura persuasiva o copywriting en los negocios digitales de formación

Quiero que sepas que el copywriting es la técnica que te puede ayudar a:

  • Que tu curso o tus servicios se diferencien y destaquen de otros.
  • Que la página de venta de tu curso o tu web atraigan a las personas correctas y realmente interesadas en su contenido o tus servicios.
  • Que tu curso o tus servicios se vendan.

El uso del copywriting en el sector de la formación a distancia cobra cada días más y más sentido. Pero todavía hoy, hay muchos profesionales de la formación en línea que no usan copywriting en su negocio. ¿Por qué?

Yo estoy segura que es por desconocimiento de la técnica en sí o su aplicación y efectos.

El copywriting hace maravillas, pero no es mágico.

Un ejemplo de por qué no siempre es mágico: si un curso es de baja calidad, puede venderse bien utilizando el copywriting. Pero lo más seguro es que haya devoluciones y malos comentarios que ahuyentarán a posibles clientes. Con lo que el efecto al final será el contrario del que se pretendía.

El copywriting usa el poder de las palabras para conectar con tus clientes potenciales. Y ellas, las palabras, son la única forma que tienes en el entorno digital de hacer entender al visitante de tu web que puedes ayudarle y que tienes mucho que ofrecerle.

Necesitas retenerlo y que puedas explicarle por qué tu curso es el mejor que puede encontrar, y tienes que hacerlo en un tiempo record. ¡En menos de 10 segundos!

Las páginas de ventas de tus cursos, los emails que envías a posibles clientes, los anuncios en Facebook Ads, las publicaciones en LinkedIn… toda la comunicación de tu negocio de formación online necesita copywriting.

El uso del copywriting (copy para los amigos) es muy importante porque impacta directamente en la obtención de clientes. Es decir, influye en las ventas.

Quien tiene un negocio lo que quiere es vender. ¿Acaso no usarías una de las herramientas más eficaces para subir el nivel de ventas de tu curso de formación?

Esa es la importancia y el efecto de la escritura persuasiva:

mejor copy = más ventas.

Cómo usar el copywriting en la formación digital de manera práctica

Conozco a Joan y sé que a él le gustan los post funcionales y útiles, así que ahora vamos a pasar a la acción: te voy a mostrar cómo usar el copywriting de manera efectiva en los negocios de formación en línea.

Paso a paso.

#1. Identifica a tu cliente ideal y enfoca toda tu comunicación en él

Escucha esto y grábatelo en tu mente: tú no quieres vender a todo el mundo.

Y tú dirás: Alicia, si vendo a muchas personas, ganaré más.

Cierto.

Pero el detalle importante y que marca la diferencia es este: no puedes tratar de vender tu curso a todo el mundo, sino solo a las personas a las que tu curso puede aportar valor y ayuda. De esta manera, te aseguras de que vas a atraer, conectar y emocionar a más y mejores clientes. Digo mejores porque son los clientes con los que a ti te gusta trabajar: valoran tu trabajo, invierten en formación y no cuestionan los precios.

Así que tu objetivo es vender a más de los que cumplan con el perfil de tu cliente.

 

Para que lo tengas más claro, esta es una definición del cliente ideal: aquella persona a la que tus servicios o tus cursos le vienen como anillo al dedo.

Así que el proceso tiene este orden:

  1. Piensa a qué perfil de personas les interesaría tu curso o tus servicios.
  2. Crea ese perfil (llamado tu buyer persona o tu cliente ideal) y centra toda la comunicación de tu negocio en él para atraerlo y conectar con ese tipo de clientes.
  3. Escribe todos los textos pensando en esa persona concreta: la web, las publicaciones en redes sociales, los correos de venta… Todo debe ir dirigido al perfil de tu cliente ideal.

No tengas miedo de cerrarte puertas. El hecho de centrarte en tu cliente ideal hará que tu comunicación sea más efectiva porque muchos se identificaran con ella y se quedaran escuchando lo que tienes que contarle.

Si hablas para todo el mundo, créeme, nadie va a pensar que te diriges a él. Y el resultado será catastrófico.

Si esto te crea dudas, baja hasta los comentarios y exprésala. Joan y yo te responderemos encantados.

Venga, te espero.

Alicia esperando

¿Ya? Perfecto.

Para ayudarte a entender el concepto de cliente ideal o buyer persona, veamos un ejemplo enfocado a un curso de formación digital.

Caso práctico:

Clara es especialista en crear marcas desde 0. Tiene un curso de formación de branding para marcas nuevas.

Su cliente ideal no es un emprendedor con un negocio.

Su cliente ideal es un emprendedor que acaba de lanzar su proyecto pero aún no tiene claro cómo definir su marca. Además le gusta invertir en formación porque es muy independiente y le encanta el DIY,  y además es consciente de que tener una imagen de marca potente es bueno para mejorar su negocio.

Con la ayuda de esta definición de su cliente ideal, Clara se asegura de que enfoca sus esfuerzos y servicios en conseguir exactamente lo que su cliente necesita, obteniendo un grado de satisfacción máximo y permitiéndole avanzar y continuar con su especialización.

¿Entiendes ahora la importancia de concretar?

#2. Elabora una buena propuesta de valor y haz que sea el título de tu home

Atención porque esto es importante: la propuesta de valor también habla de tu cliente. Debe centrarse en él y no en ti.

¡¡¿Cómoooo??!!

Pero si es la propuesta de valor de MI marca, de MI negocio… Sí, pero tu negocio existe para ayudar a otros. Y esa ayuda es lo que tú vendes.

La propuesta de valor debe ser la mezcla perfecta entre lo que ofreces y tu principal habilidad, aquello que haces mejor que nadie y que te hace diferente a tus competidores y que además tu cliente necesita.

La propuesta de valor debe estar en tu home en títulos enormes.

Conseguir una buena propuesta de valor es muy importante porque será lo que retenga a los visitantes de tu web y hará que no se vayan.

[Aquí va otro] Caso práctico:

En este ejemplo y para seguir con la historia de Clara, tengo que aclarar que la propuesta de valor que construiremos se refiere al curso de formación de nuestra protagonista, no a su negocio en general.

Una opción: Construye una marca única paso a paso y diferénciate de tu competencia

Si analizas la fórmula, te darás cuenta de que tu cliente será consciente en una sola frase de todo esto: qué consigues + cómo lo consigues + beneficio principal de hacer el curso.

Otra opción: Curso de Branding paso a paso para negocios emergentes

Ahora tenemos: qué es el producto + cómo se realiza o disfruta + para quién es

Venga, ahora intenta formular la tuya y déjanosla en los comentarios 🙂

#3. Pon el foco en tus clientes en lugar de centrarte en describir tu curso o tus servicios

En la página de ventas del curso o servicio que tengas, debes enfocarte en contarle a tus visitantes cómo se sentirán después de realizar tu curso y en qué les beneficiará exactamente.

Es muy sencillo: se tienen que enterar de que si ahora mismo están en el punto A, después de terminar el curso se van a encontrar en el punto B.

Describe bien el punto A a base de los llamados puntos de dolor y resalta en grande el punto B, los beneficios que habrá obtenido después de pasar por tu curso.

Es el clásico: problema –> solución

Caso práctico:

Claudia acaba de abrir una tienda online de productos Gourmets y no tiene una buena imagen de marca definida. Como ves, encaja a la perfección con el cliente ideal de Clara. Ella es consciente de que eso es un problema porque su negocio necesita destacarse de otros y está buscando solucionarlo.

Ese es su punto de dolor: aquello que necesita solucionar.

Cuando entra en la página de venta del curso de Clara, todo lo que lee le parece ideal. Inmediatamente se siente atraída por “esta formación online que te permite construir por ti mismo la imagen de marca para tu nuevo negocio y que hará que destaque de otros que se dedican a lo mismo que tú”.

Claudia siente que los textos de Clara le están hablando directamente a ella porque:

  • Le ofrecen exactamente lo que necesita.
  • Porque le resuelve todas las dudas y objeciones que tiene antes de comprar el curso.
  • Le cuentan con todo detalle lo que conseguirá después de haber pasado por el curso.

Clara ha conectado con Claudia a través de sus palabras. ¡Genial!

#4. Céntrate en hablar de los beneficios que obtendrán tus alumnos al recibir tu curso y no de las características de tu curso

A menudo, si no estás muy familiarizado con el copywriting, puedes confundir las características con los beneficios.

¿Qué es una característica? Es una descripción de tu producto o de tu servicio.

¿Qué es un beneficio? Es lo que vas a sentir o experimentar cuando uses ese beneficio o producto.

Para descubrir si hay algún tipo de confusión entre beneficio y característica en tu copy, usa este truco: ¿tus palabras contestan a la pregunta qué va a sentir, experimentar o cambiar el cliente cuando pruebe el producto o servicio?

Caso práctico:

Seguimos con la formación online de Clara 🙂

El curso de Clara, que por cierto se llama Encuentra tu branding y aprende a construirlo, tiene las siguiente características:

  1. El curso es online.
  2. Consta de 5 módulos, 20 lecciones en vídeo y hojas de trabajo en PDF.
  3. Es DIY.
  4. Está enfocado a emprendedores que acaban empezar con su proyecto y están perdidos en temas de branding.

¿Cómo podríamos convertir estas características en beneficios?

el inspector gadget

Vamos a pensar cuáles son los beneficios de los que Claudia podrá disfrutar gracias a las características que el curso posee.

Puedes hacerlo asociando cada características a uno o varios beneficios. Y luego, por cada característica pensar: ¿en qué ayuda a mi cliente ideal?, ¿cómo mejora su experiencia con mi curso?

  1. Es online: no tienes que desplazarse ni depender de ningún horario.
  2. Son lecciones en vídeo y hojas de trabajo: no te agobiarás si no tienes tiempo. Puedes hacerlo a tu ritmo y se adapta a ti.
  3. Es DIY: sentirás que eres participe de todo el proceso y lo disfrutarás el doble que si se lo encargas a alguien. El placer de crear tu propia marca.
  4. Enfocado a emprendedores con proyectos nuevos: ¡no vas a pensar que te están hablando en chino! Aprenderás todo desde nivel de principiantes y podrás entender los pasos. Además le darás sentido a tu marca desde el principio.

Ahora Claudia está muy emocionada pensando en la bonita experiencia que será realizar el curso de branding para el negocio que acaba de abrir.

El resultado de todo esto es que Clara:

  • Atrae a su cliente ideal, personas con el perfil de Claudia y se siente cómoda trabajando con ellos porque son el tipo de persona con las que ha elegido trabajar.
  • Conecta y emociona con ellos porque toda la comunicación, todos los textos de su negocio están enfocado a esas personas. Los visitantes de su web se sienten identificados a la primera, se quedan, navegan y encuentran la solución a sus problemas. Por eso compran.
  • ¡Y vende un montón de cursos!

Creo que ahora entenderás más fácilmente la importancia de aplicar el copywriting cuando tu negocio es la formación o eres profesor online.

No quiero despedirme sin darle las gracias a Joan por haberme invitado a su blog, todo un honor para mí. Así que, mi consejo es que te quedes por aquí porque vas a aprender mucho copy y del bueno 🙂

Si te interesa aprender un poquito más sobre copywriting especializado en formación y profesores online, estoy a tu disposición en www.elefantesdigitales.com .

Pero si te va más el copywriting estratégico para marcas emergentes, visítame en www.inbloggerland.com, me hará mucha ilusión encontrarte también por allí.

¿Dudas? Estamos esperándote en los comentarios.

¡Un abrazo!


únete a la comunidad de JoanMarco.com

¿Te apuntas a la comunidad?

Escribe, conecta y dispara tus ventas

Recibe en tu correo los contenidos que vayan saliendo en el blog

Vende más y aumenta tus reservas con textos llenos de sabor e intención.
LOS 10 MANDAMIENTOS DEL
COPYWRITING GASTRONÓMICO

 

Alicia Duarte

Soy Alicia Duarte, copywriter web y knowmada. Me encanta ayudar a otros negocios a destacar en la red y conseguir sus primeros clientes usando palabras con superpoderes. Mi especialidad es el copywriting estratégico enfocado a la formación y a marcas emergentes. Me encontrarás detrás de www.elefantesdigitales.com y en www.inbloggerland.com.

8 comentarios en “La importancia de aplicar copywriting cuando tu negocio es la formación o eres profesor online

  1. Hola Alicia,
    leí el post hace unos días y me pareció muy chulo, sobre todo los ejemplos. Son muy necesarios para la práctica.
    A mí siempreme ha parecido que el sector formativo quizá sea uno de los que dentro de lo regular, no tienen el copy tan mal. Digamos que se quiere acercar pero aún le falta. Es que hay otros sectores que no sé si lo descubrirán algún día.
    Un abrazo 😀

    • ¡Hola, Carolina!

      Efectivamente, tienes razón. Si comparamos el sector formativo con, por poner un ejemplo, las webs de la Administración… , realmente van a años luz.

      De hecho, te cuento una anécdota: hace un par de años, si no recuerdo mal, fui a un curso presencial de Vilma Núñez. Éramos pocos allí, pero me sorprendió gratamente que el 30% de los asistentes nos dedicábamos a la enseñanza de idiomas.

      Pero aún así, creo que les falta un poco a este sector para ponerse al nivel de otros sectores que sí están ya inmersos totalmente en el marketing digital. Lo que para mí tiene de bueno es que creo que sí tienen conciencia de ello y sienten ya la necesidad del uso de copy en sus negocios de formación.

      Gracias por pasarte y comentar.

      ¡Un abrazo!

      Alicia

    • Hola Carolina,

      pues sí oye, en la enseñanza ya parecen haber descubierto esto. Como dice Alicia en su respuesta, parecen como más espabilados. Yo me inicié en esto del marketing online con una escuela de español y la verdad es que el sistema que tenían montado no estaba nada mal… Y te hablo de hace tres años.

      A ver si todos los sectores se van concienciando de lo necesario que es el copy para diferenciarse de la competencia, que ahora que el SEO está perdiendo valor porque las SERPs se están personalizando, hay que destacar de otra manera.

      Gracias por pasarte. ¡Un abrazo!

  2. ¡Estupendo post, Alicia!

    En el sector de formación, el copy debería ser imprescindible, y como comentáis, al menos es de los que más instaurado lo tiene (sin ser aún suficiente, claro…)

    Para mi, la parte complicada es siempre la de convertir las características en beneficios, y con tu ejemplo se ve clarísimo.

    ¡Un post super útil, no solo para formadores!

    • ¡Muchas gracias, Patricia!!

      Por pasarte y por comentar. 🙂

      Me alegra mucho de que te haya sido útil. La verdad es que, yo al menos, estoy un poco harta de leer y leer post en los que te cuentan qué es lo que tienes que hacer pero no te dicen cómo hacerlo. Al incluir ejemplos prácticos te aseguras de que el lector entienda el cómo y no se quede en el “vale, perfecto, ¿pero cómo lo hago?”.

      Esta es una de las razones por las que me gusta tanto el blog de Joan, porque todo está súper bien explicado y con ejemplos muy muy claros.

      ¡Un abrazo!

      Alicia

Deja un comentario