Errores de agencias de viajes

El de los 7 pecados capitales de las agencias de viajes minoristas

¿Has visto Seven?

Es una peli en la que Brad Pitt sale haciendo de madero y persigue a un serial killer que mata a sus víctimas relacionándolas con uno de los siete pecados capitales.

Una de ellas es un pobre hombre que aparece muerto tras haberse comido todos los espaguetis de la mitad sur de Italia. Da un poco de cosilla.

El post que he elegido para este mes no va de gula, ni de lujuria ni de ningún otro pecado capital identificado por todo el mundo, pero sí de cantadas y errores que creo que comenten las agencias de viaje minoristas que venden productos de mayoristas como franquiciadas.

¿Eres una de ellas? Quédate un ratito, que tenemos que hablar.

Agencias de viajes: diferenciemos dos tipos

Para que nos entendamos a lo largo del post, quiero que diferenciemos de forma práctica dos tipos de agencias de viajes:

  1. Las que tienen viajes propios que venden directamente al público.
  2. Las que son franquiciadas de grandes grupos y venden sus viajes como intermediarias al público final.

Los errores que vamos a tratar hoy son los de las agencias del segundo grupo.

Los 7 errores, más o menos capitales, que creo que se cometen de más

Lo que vas a leer a continuación es una opinión del todo subjetiva.

Habrá cientos de agencias cometiéndolos y aun así vendiendo viajes como el que vende rosquilletas.

Dicho esto, a ver qué te parecen:

#1 Tu web es de marca blanca

Podría decirse que este es la raíz de todos los demás, para qué engañarnos.

Como usuario, ¿no te ha pasado que has visitado la web de varias agencias de viajes y había unas cuantas con un aspecto sospechosamente parecido?

Que sí, que los colores cambian pero los menús, la estructura de las páginas… todo idéntico.

Eso es una web de marca blanca, y es lo que habría que evitar.

Si eres agencia de viajes no te molestes, que entiendo perfectamente el impulso de adoptarla: pagas un dinero por la licencia y por distribuir viajes, como para encima tener que montarte una web por tu cuenta si te la están dando por la pati.

Si el que te ofrece los viajes para vender te regala ese diseño, ¿por qué no utilizarlo?

Ea, pues ahí está el error.

Las webs de agencias de viajes de marca blanca, ojo:

  • Son catálogos cero preparados para la venta
  • Generan una UX pésima
  • No transmiten personalidad
  • No te permiten hacer cambios estructurales importantes
  • Cualquier Buyer Persona de las agencias de viajes tiene esos diseños vistísimos

¡Huye!

Si te la ofrecen, di que no.

O di que sí para tener algo mientras arrancas pero que tu primera acción posterior sea escribirte el copy y buscar un diseñador que lo implemente en un diseño nuevo totalmente personalizado.

Venga, que con ejemplos se entiende mejor.

Mira, esto es el primer scroll de la web de marca blanca de una agencia de viajes. No la enlazo porque no es plan:

Ejemplo de agencia de viajes con web de marca blanca

Y esto es el primer scroll de la web de una agencia de viajes totalmente personalizada:

Agencia de viajes con buena web

A mí particularmente la segunda me llama más la atención, y no tiene nada que ver con el copywriting, el segundo error.

#2 Informas mucho, pero persuades poco con tu web

Catálogos, catálogos everywhere.

Inviertes en la licencia.

Inviertes en la franquicia.

Inviertes tiempo.

Inviertes de todo para tener la web a punto, lista para vender viajes online, pero se te olvida lo más importante: persuadir para que te los compren a ti.

¿Por qué el viajero que compra online te iba a reservar un viaje si no le convences para ello?

No te hablo de decirle que tienes las mejores ofertas o precios, porque ambos sabemos que la mayoría de las veces no sería verdad.

Te hablo de contar por qué tu agencia es diferente de aquella otra, que además vende los mismos viajes que tú.

Podéis vender lo mismo y aun así no pareceros en absoluto.

Y eso es solo una pequeña parte de toooodo lo que tienes que hacer cuando te montas un señor copy turístico que persuada más que los típicos colchones en liquidación con un 99% de descuento. Si sabes de qué te hablo con lo de los colchones es que ya tienes unos añitos 😉

En fin: haz copy.

¿Qué te voy a decir, dedicándome a esto?

Pero no, en serio, aplica persuasión en tu web y sáltate la normalidad establecida.

Pasa de esto:

Mal ejemplo de copy en agencia de viajes

A esto:

Buen ejemplo de copy en agencia de viajes

Mención aparte merecen los viajes de las webs de marca blanca.

¡Horror!

Son viajes descritos únicamente con su itinerario, sin profundizar en nada, sin darle vidilla.

Itinerarios tiene todo el mundo; el siguiente escalón, en cambio, no.

Si quieres saber a qué me refiero, échale un ojo al capi:

#3 Haces campañas de publicidad pero no están bien dirigidas

Seguimos bajando por los pecados y llegamos al de hacer publicidad cuando no se está preparado para ello.

No, el hecho de meter pasta no te asegura resultados, por mucho que nos duela.

Formas de conseguir tráfico de pago hay varias, pero cuando inviertes para conseguir visitas al final todo confluye en una cosa: la llegada a esa página de destino.

Es decir: cuando alguien hace un clic en tu anuncio, ¿adónde va?

¿A qué página llega?

A lo largo de estos años, a través de pruebas y experimentos, he buscado cosas como «viajar a italia» y uno de los resultados que me devolvía Google Ads era la landing de venta de un viaje a Italia de una agencia de viajes cualquiera.

Hasta ahí bien.

El problema es que la landing no estaba bien diseñada y que el copy era inexistente: obedecía al itinerario ofrecido como franquiciada de una agencia con web de marca blanca, la misma que hemos estado comentando.

No lo repetiría dos veces si no fuera por el agravante de que aquí, además, la agencia de viajes está invirtiendo pasta para alcanzar ese tráfico.

Es tirar el dinero.

Invertir en tráfico de pago es muy positivo si y solo si existe una página adecuada para recogerlo, capaz de convertirlo en la reserva de un viaje.

Si no, ¿qué sentido tiene?

Y como parece que si metemos pasta nos sentimos mejor porque nos convencemos de que estamos haciendo algo, invertimos sin pensar y el coladero es importante.

Adecúa primero la página a la que mandas esa visita de pago, que podrías estar invirtiendo ese dinero en cosas como las que aquí nos atañen: un diseño propio, un buen copy… ¡será por opciones!

#4 No le sacas partido al tremendo potencial del blog

¿Tu agencia de viajes tiene blog?

Y si lo tiene, ¿qué publicas?

El blog es, por si es la primera vez que llegas a este mismo que estás leyendo, tu canal de tráfico orgánico más importante.

Whaaaaaat?

Vía Giphy, los de los gifs y tal

Canal de tráfico orgánico. Importante.

Por partes:

  • Canal: es la vía, el medio. El blog es uno, como también lo puede ser la home o el about.
  • Tráfico: entendemos tráfico como visitas. Cuando se visita tu web es que alguien la está viendo.
  • Orgánico: el que viene de Google. El que no pagas y consigues simple y llanamente porque posicionas bien. El que te aporta tener un buen SEO.
  • Importante: crucial, algo que hay que conocer.

Atemos cabos y volvamos: te interesa mucho, muchísimo, tener un blog potente, algo que choca de frente con una verdad irremediable:

Los agentes de viajes vais justitos de tiempo con las tareas del día a día.

Que si ayudar al cliente, atender llamadas, preparar presus, establecer acuerdos… Para encima tener que estar echándole horas al blog de los c******.

Bueno, pues la mala noticia es que sí, tienes que sacarlas de algún lado.

Para ayudarte a que no sean tantas un día escribí este post sobre blogs en las agencias de viajes, que igual te interesa.

#5 No das la sensación de personalización en ningún momento

Jo, mira que me sabe mal reincidir en lo de la marca blanca, pero es que cuando no se toman las riendas y se recurre a ella el desastre es mayúsculo.

Cuando no te preocupas por tu web y te apañas con la primera que te dan, tanto el copy como el diseño lo tienes totalmente sacrificado.

El diseño por lo evidente, y el copy porque si te dedicas a escribirlo te tienes que limitar al diseño –pseudodiseño, si me permites la expresión– y no acabas con nada de calité.

Este factor suele venir seguido por lo que hay detrás: la no personalización.

Así a bote pronto, ¿cuál dirías que debería ser una de las propuestas de valor principales de toda agencia de viajes que se precie?

¡La personalización, copón!

Y una web no personalizada denota una despersonalización del servicio, totalmente dependiente de la oferta de la franquicia.

¿Hay agentes de viajes franquiciados que venden personalización?

La respuesta es que sí y son un ejemplo magnífico de cómo hacerlo cuando no quieres tirarte a la piscina sin ningún tipo de red.

Tengas web de marca blanca o no, viajes descritos únicamente con itinerarios y una oferta más bien discreta, dale personalidad a todo:

  • Comunica de forma personalizada.
  • Diseña viajes y experiencias de forma personalizada.
  • Atiende de forma personalizada cuando te pregunte un posible cliente.
  • Publica en tus redes de forma personalizada.

Lo contrario es seguir con lo establecido, algo a lo que le veo poco futuro visto el modelo de viajar hoy en día.

O aportas algo nuevo o te caes. ¿Por qué no empiezas por aquí?

#6 No te muestras, lo que es un error mayúsculo

Hace ya mucho que perdí la cuenta de las webs de agencias de viajes cuyo about o sobre mí era un calco del anterior.

Somos una agencia joven, responsable y comprometida contigo para que todo vaya muy bien en tu viaje.

Buf, horror. Hay que huir.

¿Por qué en tu about no cuentas por qué te hiciste agente de viajes? ¿Por qué no hablas de tu más que probable afición a viajar? ¿Por qué no dices qué estudiaste, aunque no tenga nada que ver con los viajes?

¿Por qué no cuentas que tu perro se llama Pancho, que hablas idiomas y que tu color favorito es el verde?

Muy fan de este perro. Es de Giphy también.

Al cliente igual no le interesa saberlo pero eh, con eso consigues que vea que detrás de esa agencia ultracorporativa hay un ser humano con sus cositas de ser humano.

Y eso sí que juega a tu favor.

#7 No te adaptas al viajero de hoy en día

Vamos terminando, que ya hemos pecado bastante, con una última cantada/reflexión: debes adaptarte.

El cliente de la agencia de viajes media de hace 20 años no es el mismo que ahora, y el de ahora no será igual que dentro de cinco porque cambiamos muy muy rápido, al ritmo que lo hace la tecnología.

¿Si allá por el año 2002 te hubieran dicho que en el 2008 podrías volar por 1€ entre Praga y Roma te lo habrías creído?

¡No me tangues!

Para saber por dónde empezar, nada mejor que comprender qué perfiles de viajero hay.

Yo ya te hablé en su momento del turista 3.0, pero si quieres profundizar en las distintas generaciones Mabel Cajal se marcó un señor post sobre ello que puedes consultar aquí mismo.

¿Una de ebook sobre copy turístico?

Si tienes un negocio turístico, te interesa.

El responsable soy yo, Joan Marco, y mi finalidad es enviarte el ebook, mi newsletter y de forma muy puntual alguna otra cosa. Me legitimas con el check de la casilla. Tus datos los tendrá mi proveedor, ActiveCampaign, que se acoge al acuerdo de seguridad EU-US privacy. Esta es su política de privacidad. Escríbeme sin miedo a info@joanmarco.com para hacer lo que te venga en gana con la info que me estás dando.

Sin prisa… pero sin pausa

Cuando era pequeño mi padre me lo decía cada dos por tres.

¿Cometes todos los pecados? No te agobies, que Roma no se construyó en un día y tenemos años por delante.

Ve poco a poco, pero ve.

Busca soluciones.

Piensa qué puedes hacer por tu cuenta y qué delegar, total o parcialmente.

Pide presupuestos, echa números y establece un plan, y ya verás como el futuro tiene un hueco con tu nombre. Si quieres empezar desde una perspectiva más genérica, hace un tiempo también escribí este post sobre vender viajes online.

Haaaasta aquí este contenido, uno más de esta cuarentena, con la particularidad de que fue el que escribí estando en la fase 1 del desescalamiento.

Ya me estoy imaginando de aquí a unos años, cuando vuelva a leerlo y me acuerde de esta situación que nos está tocando vivir.

¡Hasta la próxima, pecador/a!

¿Quieres suscribirte?

El responsable soy yo, Joan Marco, y mi finalidad es enviarte mi newsletter y de forma muy puntual alguna otra cosa. Me legitimas con el check de la casilla. Tus datos los tendrá mi proveedor, ActiveCampaign, que se acoge al acuerdo de seguridad EU-US privacy. Esta es su política de privacidad. Escríbeme sin miedo a info@joanmarco.com para hacer lo que te venga en gana con la info que me estás dando.

Comparte este post
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

¿quieres más?

Aquí tienes artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *